Abogados de divorcio en San Ildefonso

Cuando usted quiere el divorcio de su cónyuge, cada uno por separado o ambos en común acuerdo tienen la posibilidad de pedir legalmente la ruptura del matrimonio. Para que esto se pueda llevar a cabo de manera unilateral, es decir, cuando sólo uno de los cónyuges está de acuerdo, se debe probar de forma fehaciente, con documentos y testigos relevantes al caso, que ambas partes han estado separados por lo menos durante 3 años. Por otra parte, si las dos partes están de acuerdo en finalizar el vínculo, solamente deben probar que no han mantenido ningún nivel de convivencia por un tiempo de al menos un año completo. Para consultar los posibles efectos y resultados para usted y su familia de una separación, ya sea en el pago de alimentos, en los bienes en común, u otros, puede ponerse en contácto con nuestros profesionales online, que resolverán rápidamente sus dudas, sin ningún compromiso y de forma totalmente confidencial.

Abogados de divorcio en San Ildefonso Abogados de Divorcio

¿Si el matrimonio tiene hijos, éstos resultarán afectados legalmente por el divorcio?

Los derechos y deberes existentes entre padres e hijos no son afectados por el divorcio, porque los deberes existen por ser padres, sin importar el estado civil de estos. Es decir, un padre tiene deberes y derechos hacia sus hijos no importando si está soltero, casado, separado, divorciado o viudo.

Si los cónyuges tienen hijos menores de 18 años, en el instante de realizar su divorcio, la ley pide que se vele por los derechos de los niños. Es así como la ley requiere a la pareja que desee tramitar un divorcio de mutuo acuerdo presentar un acuerdo de tuición, visitas y alimentos en relación a sus hijos menores de edad. Si el divorcio es unilateral, es posible exigir el estatuto de estos temas en el mismo juicio, así el divorcio facilita que se protejan los derechos de los menores dentro de un juicio mismo.

Divorcio culposo

Una variante del divorcio unilateral o sin acuerdo, es el divorcio culposo (por ejemplo en caso de infidelidad o malos tratos) que ocurre cuando existe una falta grave de los deberes y obligaciones que establece el matrimonio, o de los deberes y obligaciones para con los hijos, que convierta en insoportable la convivencia. En estos casos no es necesario esperar 3 años de cese de convivencia y la ley establece ciertos ejemplos de comportamientos que se enmarcan dentro de esta figura:

  • Atentado en contra de la vida o maltratos contra el cónyuge o alguno de los hijos.
  • Infidelidad.
  • Abandono.
  • Condena por delitos contra las personas.
  • Conducta homosexual.
  • Alguna adicción que signifique un inconveniente importante para la convivencia agradable entre ambas partes o entre la pareja y sus hijos.
  • Tentativa para prostituir al otro cónyuge o a los hijos.

El problema del divorcio culposo está en comprobar los hechos imputados, porque este tipo de causas tienen que comprobarse por razón de pruebas irrefutables o indicios claros en el transcurso del juicio.

Juicio de Alimentos

Nuestros profesionales asisten al que quiere poner una demanda de pensión de alimentos o bien respecto de quien quiere ampararse de una demanda por pensión de alimentos en su contra.

El derecho a solicitar alimentos ayuda al que se encuentra en un estado de necesidad respecto de sus padres o familiares que estén en capacidad de otorgarlos.

La fijación del valor de la pensión alimenticia se basa en un conjunto de elementos que se demuestran en el juicio y se relacionan a la capacidad del alimentario y con las necesidades de quien solicita la pensión de alimentos. Durante la tramitación del juicio puede pedirse una pensión de alimentos temporal, que tiene por objeto asegurar la cobertura de las necesidades alimenticias durante la tramitación del juicio.

Representamos tanto a menores que desean demandar por pensión de alimentos a uno de sus padres y a cónyuges que quieran demandar o han sido demandados por su cónyuge.

Separación Judicial

La ley de matrimonio civil establece la separación judicial, que podrá ser solicitada por un cónyuge en caso de que el otro incumpla gravemente los deberes y obligaciones que impone el matrimonio y hacia con los hijos. Además podrá ser solicitada al tribunal por alguno de los cónyuges o por ambos una vez que haya terminado la vida en común.

¿Es esta una solución a los conflictos de la pareja?

Esta es una respuesta en la que es muy difícil generalizar, sin embargo basados en nuestra experiencia como abogados podemos señalar que al lograr una separación amistosa los resultados negativos de esta difícil fase se reducen, a pesar de que no desaparecen del todo. Sin embargo, en relaciones con muchos problemas la separación judicial no es mucho más que un paso legal en una progresión de resentimiento que lleva a un integrante de la pareja a hacerle la vida imposible al otro. Nuestros abogados on-line le aconsejarán para que pueda dejar atrás finalmente esta fase dolorosa y desgastante de su vida.

Los temas que normalmente tienen que solucionarse antes de validar una separación legal se relaciona con:

  • El cuidado y manutención de los hijos que ambas partes tengan en común, estos incorporan la custodia, alimentación, vistas, entre otros.
  • Propiedades y bienes en común adquiridos durante la sociedad conyugal..
  • Derechos hereditarios y de sucesión..

¿Estoy facultado para divorciarme aunque mi cónyuge no está de acuerdo?

Sí. Después de las últimas reformas en materia de divorcio, es suficiente con que uno de los cónyuges no desee continuar con el matrimonio para que se pueda solicitar el divorcio, sin que el otro sea capaz de oponerse a la petición por motivos económicos, y sin que el Juez sea capaz de rechazar la solicitud, salvo por temas procesales.

¿Debo alegar alguna razón en particular para poder divorciarme?

No. Ya no existen los listados de razones de separación matrimonial y de divorcio. La simple voluntad de no continuar con el matrimonio es suficiente para conseguir el divorcio.

¿Cuánto tiempo debo llevar casado para divorciarme?

Para poder separarse o divorciarse, deben haber pasado un mínimo de tres meses desde la celebración del vínculo matrimonial. No será necesario esperar el plazo de tres meses en los casos en los que se acredite algún riesgo para la vida, integridad física, la libertad, la integridad moral o la libertad e indemnidad sexual del cónyuge demandante o de los hijos.

Contáctenos con el fin de realizar un presupuesto sin costo. Puede además de eso completar nuestro formulario de contacto para agregar más información.



Califica este Artículo:




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *