Abogados de divorcio en Ribafrecha

La más notable consecuencia del divorcio es el término del matrimonio. El vínculo matrimonial ha existido a partir de su celebración hasta que la sentencia de divorcio es firme, momento en el que el lazo entre los cónyuges desaparece y, en consecuencia, queda modificado el estado civil de los antiguos cónyuges, que pasan a ser personas divorciadas y que, por ende, podrán contraer matrimonio cuando lo deseen.

Después del divorcio se disuelve el lazo económico del vínculo matrimonial. La sentencia de divorcio sólo afectará a terceras partes de buena fe (que han podido o pueden contratar ), a partir del momento de la inscripción del divorcio en el Registro Civil, puesto que a partir de ese momento puede ser conocida por todos. (ej: uno de los cónyuges contrata el servicio de unos profesionales con el fin de hacer arreglos en la vivienda cuando ya hay sentencia de divorcio pero aún no se ha inscrito en el Registro Civil. El empresario podrá actuar tal como si estuviesen casados, responderán del monto ambos cónyuges). En todo caso, el efecto para los cónyuges es inmediato desde que se dicta la sentencia. Existen algunos otros efectos a partir de de esta ruptura del vínculo matrimonial, tales como la anulación de los derechos sucesorios entre los cónyuges.

Abogados de divorcio en Ribafrecha Abogados de Divorcio

¿Si el matrimonio tiene hijos, éstos se verán afectados legalmente por el divorcio?

Los derechos y deberes que existen entre padres e hijos no se ven afectados por el divorcio, ya que los deberes existen por ser padres, sin importar el estado civil de estos. O sea, un padre tiene obligaciones y derechos hacia sus hijos no importando si está soltero, casado, separado, divorciado o viudo.

Si son hijos menores de dieciocho años, en el momento de realizar su divorcio, la ley prioriza los derechos de los hijos. De esta forma la ley requiere a la pareja que quiera solicitar un divorcio de mutuo acuerdo exhibir un convenio de tuición, visitas y alimentos respecto a sus hijos menores de edad. Si el divorcio es unilateral, es posible demandarse el estatuto de estos temas en el juicio mismo, así el divorcio protege los derechos de los menores adentro de un juicio mismo.

Notificación de término de convivencia

Asesoramos a aquellos cónyuges que se han separado hace poco tiempo en la notificación judicial del cese de la convivencia que consiste en entregar legalmente una fecha establecida al minuto en que se llevó a cabo la separación de hecho, para no necesitar mayores pruebas luego, una vez que se procese el juicio de divorcio.

La importancia que tiene la preparación del divorcio, desde un enfoque legal y judicial, es que cuando se le ha puesto fecha cierta a la separación ya se tiene un antecedente listo para requerir el divorcio a partir de eso, porque las causas frecuentes de divorcio exigen que no haya habido convivencia por más de uno o tres años.

Transacción de alimentos o Avenimiento de Pensión alimenticia

Para los cónyuges y/o padres que deseen normar de manera amistosa una pensión de alimentos es recomendable el registro de una transacción o avenimiento de alimentos, de forma que se le otorgue estabilidad jurídica a los acuerdos alcanzados (posee la misma peso jurídico que una sentencia judicial).

La transacción de alimentos podría implicar una regulación de régimen de visitas para el padre que carece de la tuición del menor, con lo que se cubren globalmente los temas relacionados con el menor. La escritura de transacción de alimentos sirve, adicionalmente, para darle fecha exacta a la separación de la pareja lo que es ventajoso para la futura tramitación de un divorcio.

Aviso de Cese de Convivencia

Los abogados de familia son quienes se encargan de representar a las partes en caso de que usted desee comenzar un proceso de divorcio. Para todo proceso de esta índole son necesarios dos abogados, uno que represente a cada cónyuge. Un divorcio es un procedimiento judicial en que el propósito es poner fin al matrimonio, a través de la declaración de un juez. Hay distintos tipos: puede ser de acuerdo mutuo, o unilateral y ambas partes requieren diferentes procesos. Para comenzar la gestión del divorcio se necesitan sólo los certificados de matrimonio y de nacimiento, si es que existen hijos en común.

Puede existir un matrimonio que por distintas causas ha cesado la convivencia e incluso así no quiere divorciarse. En estos casos se puede solicitar a un juez que decrete la separación judicial y regule los efectos jurídicos de esta condición. Esta instancia puede ser pedida por cualquiera de los cónyuges, si es que ya no conviven, no obstante, ello impide a los separados para contraer otro matrimonio.

En cambio, el divorcio pone fin al matrimonio y a los derechos y obligaciones que éste genera. También permite a los divorciados casarse nuevamente.

Si se inicia un proceso para divorcio unilateral, el cónyuge demandante puede pedir la regulación de estos aspectos, de forma de velar por los intereses de los hijos a partir del principio.

Es fundamental saber que usted deberá informar de la demanda al otro cónyuge. La legislación determina que cada persona posee el derecho a saber que hay un juicio en su contra. Además, debe tener en cuenta, que la legislación requiere que ambas partes asistan a una audiencia, de manera que es importante que usted sepa de alguna dirección donde su cónyuge pueda ser notificado(a). En cuanto a los hombres, ya registrado el divorcio en el registro civil él tiene la posibilidad de volver a casarse inmediatamente. Las mujeres están regidas por una norma del código civil que tiene como objetivo evitar confusión de paternidades. Esta norma establece que la mujer que se divorcia deba esperar 9 meses (270 días) para volver a casarse. No obstante se puede rebajar este plazo si la mujer prueba que, en el hacerse efectivo el divorcio, no está embarazada. Esto se hace mediante un certificado médico que se debe presentar frente a un juez, quien autoriza realizar el matrimonio mediante una sentencia legal.

¿Qué aspectos tributarios tiene el Divorcio?

En los efectos que el divorcio tiene en el aspecto tributario cabe señalar los siguientes:

  1. Impuesto de la Renta de las Personas Físicas: La declaración de la renta se tendrá que hacer con respecto a la situación familiar a 31 de diciembre. Así si en esa fecha hubiese sentencia de separación matrimonial, tendrá que realizarse una declaración por familia, considerando como ésta a cada cónyuge con los hijos a su cargo.
  2. Por otro lado, cabe decir que las pensiones alimenticias no deben ser incluidas como ingreso para aquel que las recibe, ni como gasto para quién las abona. En todo caso, la pensión compensatoria si deberá ser incluida como ingreso por quién las recibe.
  3. Impuesto a las Transmisiones Patrimoniales: Cuando se cierre el régimen económico matrimonial y corresponda asignar a cada cónyuge la mitad de la vivienda familiar, esa transmisión estará exenta del Impuesto a las Transmisiones Patrimoniales. Aunque atención cuando la separación del patrimonio entre los cónyuges no sea igualitaria, puesto que respecto a los excesos de adjudicación el estado puede solicitar su tributación como donación a través del impuesto de herencias y donaciones; debe de tenerse en cuenta también que cuando se establezca que uno de los cónyuges consigue la parte de un bien del otro a cambio de un costo determinado se tributará por el Impuesto de transmisiones patrimoniales.
  4. Impuesto sobre el Patrimonio: Una vez terminado el matrimonio, los ex-cónyuges sólo tienen declarar el patrimonio individual de cada uno de ellos.

Su situación tiene arreglo. Contáctenos con el fin de obtener consejo legal en línea que podrá ayudarlo a resolver su asunto. Para ser parte de un proceso de separación, es imprescindible contar con la asistencia de un abogado.



Califica este Artículo:




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *